“De Tiempo Inmemorial” por Francisco Armijo

De tiempo inmemorial


De todos los nombres, que han quedado grabados en los viejos legajos de los  archivos de nuestro pueblo, los más nobles y  recordados son los de los hombres, que componían el Concejo  de la Real Villa de Santisteban del Puerto en 1.232, año  de la “Aparición” de Nuestra Señora del Collado  y de los cuales, queda memoria para siempre en el libro primero  de fabrica  de la Parroquia de Santa Maria, en su folio 4º vuelto, custodiado, hoy en día  en el Archivo del  Priorato de  San Esteban Protomártir.

A saber:

               Adán López de la Reina y Alonso Teno (Tello)*. Alcaldes.

               Pedro Perete, Cristóbal de Olid, Francisco Sabuco, Juan López de Benito

               González. Regidores.

               Juan Funes. Escribano.

 

Pintura Aparición Virgen del Collado Artículo F. Armijo

Más,  si estos son,  los nombres, que junto al de Esteban Solís Palomares, abren la puerta a nuestra tradición más secular, la de las Fiestas de Pentecostés. También muchos otros merecen tener un sitio en nuestra historia, ya que   decidieron continuar,  (no se les hubiera pasado por la cabeza, hacer otra  cosa )  cumpliendo el voto de celebrar  las  fiestas en honor de “Nuestra Patrona, María Santísima  del Collado. Para ello, solo  necesitaron, fe y  una honda devoción, que manaba de lo más  profundo de su sentir  santistebeño.

Desde tiempo  inmemorial, dice el autor que nos da, las primeras noticias del reencuentro  de la Virgen con su pueblo, desde tiempo inmemorial, otros muchos santistebeños siguieron haciendo posible, que perviviera  nuestra tradición, siendo  mayordomos o comisarios de las fiestas de la Venida del Espíritu Santo, como se denominarán  en  siglos posteriores.

Y es por eso, que  aquí  traigo, sacado de lo más profundo  de nuestra memoria, unos pocos nombres  de  los muchos, que han quedado escritos por haber  vivido en esta nobilísima villa, y solo, como justo y rendido homenaje a ellos y todos nosotros que los trascendemos.

Así, por ejemplo,  recordemos  que el día 24 de enero  de 1649,  los santistebeños que  fueron los comisarios encargados de comprar las velas para la fiesta de la Candelaria, (nuestra antigua tradición de la fiesta de las  candelas, del día 2 de febrero). Y que según constan en el oportuno apunte de la sesión del concejo eran:

“Otro sí, atento que siempre esta villa ha dado velas a la justicia y regimiento de ella acordaron este año se den y pague el gasto de propios y nombraron por comisarios  a sus mercedes: Gabriel  Ruiz Tauste  y Lorenzo Muñoz, regidores para que lo dispongan y cuiden.”

Legajo Artículo F. Armijo

En el año 1614 en relación con las fiestas de Pascuamayo, se recoge en los capitulares como mayordomo a Baltasar García   al que se nombró  “…el 14 de mayo  de 1614 se juntaron en las casa del ayuntamiento de esta villa, el concejo, justicia y regimiento. Conviene a saber los señores: Juan de Mendoza, gobernador y justicia mayor  de este Condado, Diego de Céspedes y Bartolomé de Avilés. Alcaldes Ordinarios. Juan de la Parra, Diego de Orozco, Pedro Gallego y Juan Maza. Regidores. Para tratar y conferir las cosas tocantes  al bien público de esta villa  y así acordaron y trataron lo siguiente:

Legajo Artículo F. Armijo

“Lo primero por cuanto esta villa es patrona de la fiesta de Nuestra Señora del Ejido cuya festividad se celebra con la Pascua del Espíritu Santo en cada un año. En este presente año por nombramiento de este concejo es mayordomo Baltasar García vecino de esta villa y el concejo ha de dar un toro para la caridad que se da a los vecinos y hacer las barreras y andamios para la justa y dieciocho reales para las velas que se gastan en las misas de la dicha festividad.

Todo lo cual mandamos se de propio de este concejo en conformidad de la costumbre antiguas  que de esto hay y se ha de dar respuesta concertando un toro… y diecisiete reales para los vaqueros para el encierro…”

 

Legajo Artículo F. Armijo

 

 

En 1616, se decía en el cabildo, quienes serian  los comisarios de fiestas a falta de mayordomo  y  queda reflejado en su acta.

 “Por cuanto este gobierno es patrón de la fiesta de pascua de mayo en que se da caridad  que se da del dicho día de un  toro. Para comparar nombraron y para las demás fiestas  por comisarios a los señores Luís de Lucas Martínez, Andrés  García Clavijo. Regidores. A quienes dimos la comisión que de hecho se repite. Y lo que costare el toro y barreras se debe de dar libre de los propios (del concejo). Firmaron.

Don Francisco de Benavides, Pedro García, Luís Martínez  y Andrés García “

Legajo Artículo F. Armijo

 

Y para culminar debo  hacer referencia a uno de los documentos más antiguos que se guardan en el Archivo Histórico del Ayuntamiento, los cuales se están digitalizando para conservarlos,  con  mucho acierto, en esto, como en otras tantas inversiones, que   a lo largo de estos cuatro años ha realizado la corporación municipal que preside nuestro alcalde Juan Diego Requena.

Se trata de un acta del cabildo de la villa de fecha 1539 donde se dice a propósito de las fiestas:

“Por este por un libramiento con carta de pago que dio Juan López de Buenaventura de sesenta reales por razón de un buey que se compro para la caridad de la fiesta de pascua de mayo de este año”

Legajo Artículo F. Armijo

 

Y así podríamos continuar año tras año, donde, en  cada uno de ellos, en  las actas del Ayuntamiento de Santisteban del Puerto, se puede encontrar la  inseparable relación del mismo, con nuestra tradición de las fiestas de  Pentecostés  y con la Mayordomía. Aquella que no hace tanto tiempo, se pudo romper por la falta de voluntad, de los que debiendo estar comprometidos,  en su defensa, quisieron atacarla. Ahora tenemos en la mano que esto no se vuelva a repetir.

Tened en cuenta que el pueblo que no recuerda sus errores esta condenado a repetirlos.

Y lo nuestro, nuestra cultura religiosa y nuestra historia, aunque  algunos le pese y otros no la hayan querido respetar.

Es, cómo es.

Desde la noche de los tiempos.

 

Francisco Armijo Higueras